Gastos deducibles para los Profesionales Autónomos en el ejercicio de su actividad, de acuerdo con el IRPF

Mar 20, 2020 | Fiscal | 0 Comentarios

Al inicio de emprender una nueva actividad empresarial o profesional, son muchos los que tienen dudas acerca de la aceptación por parte de Hacienda de los gastos en los que incurren en el desarrollo de dicha actividad. La normativa reguladora del IRPF, en su remisión a la Ley del Impuesto sobre Sociedades, acepta como deducibles, de forma general, y siempre que no se trate de gastos no deducibles expresamente indicados, todos aquellos gastos contables que correspondan a operaciones reales, estén correlacionados con la obtención de ingresos y debidamente contabilizados y justificados, y hayan sido imputados temporalmente con arreglo al criterio de devengo. No obstante, existen limitaciones y presunciones expresas en determinados ámbitos. Adjuntamos a continuación los casos que normalmente generan más controversia:

Cabe además hacer mención expresa a los gastos expresamente calificados como no deducibles por la normativa tributaria:

  • Multas y sanciones penales y administrativas, incluidos recargos de apremio y por presentación extemporánea de autoliquidaciones.
  • Donativos y liberalidades.
  • Pérdidas del juego.
  • Gastos de servicios por operaciones realizadas, directa o indirectamente, con personas o entidades residentes en paraísos fiscales, salvo prueba fehaciente de la realización de dichas operaciones.

 

Como siempre, es importante analizar de forma detallada cada situación particular por parte de un experto en la materia. Desde nuestro despacho asesoramos a nuestros clientes de forma personalizada para garantizar la optimización fiscal y el cumplimiento de la normativa aplicable en cada caso.

 

Autor: Andrea Valdivieso

Share This